Editorial 44

editorialEn nuestro sector de trabajo nuestro destinatario mayoritario es un bar. Representan un 95% de nuestros clientes y cada uno se visita un mínimo de una vez por semana y a muchos de ellos hasta dos veces semanales.

Con el tiempo con muchos crece entre las dos partes una relación muy personal y sabes a que hora es mejor pasar a verle o si está de mejor o peor humor ese día con una sola mirada. Cada cliente es un mundo en si mismo y cada uno tiene unas necesidades u otras.

En GrupVIVÓ siempre partimos de la premisa que cuando entramos al bar de un cliente entramos a su casa, a su mundo y que sólo por el echo de que nos abra sus puertas ya somos afortunados. Es por eso que como invitados que somos nos hemos de adaptar nosotros a esa persona y a sus necesidades y no al revés. No se trata de servidumbre sinó de ética personal y profesional. La confianza se gana, no cae del cielo.

Y el resultado es que la gran mayoría de clientes percive este concepto y te lo hace saber con un trato amable y cordial.

En este sector siempre hay bares que cierran y los cogen otras personas con las que poco a poco se van creando esos vínculos de nuevo. Es un cíclo al que estamos más que acostumbrados pero no por ello deja de dar pena cuando un cliente con el que tienes una relación de hace años se jubila o traspasa su local. No es por perder ventas, créanme, es por el afecto y apego que has cogido a esas personas que te han abierto las puertas de su negocio, de su casa, de su mundo y te han dejado formar parte de sus vidas.

Ya no son clientes, son mucho más que eso, son parte de ti.

A todos los que habéis formado parte de nuestra vida muchas gracias y a los que empezáis ahora, bienvenidos. GrupVIVÓ

Editorial Especial Navidad

editorial-copia¿Cuando dejamos de ver las cosas con los ojos de un niño? Todos pasamos por un momento en la vida en que , sin saber por qué, dejamos de ver a nuestros padres como héroes, empezamos a fijarnos más en las chicas o los chicos, las cosas que antes nos parecían divertidas pasan a ser demasiado infantiles o el dinero pasa a ser un motivo de preocupación y alegría.

Ese cambio es sin duda gradual pero siempre parece que llega de golpe y para los que sean padres seguro que estarán de acuerdo en que ese momento en el que escuchas la tan temida frase: los reyes magos no existen marca el fin de una etapa y da paso a otra, a ese dejar atrás la niñez.

Es evidente que no podemos vivir eternamente como Peter Pan en Nunca Jamás y que madurar es necesario para desarrollarnos en sociedad pero muchas veces dejamos perder cosas por el camino que quizás no deberían ir reñidas con el echo de crecer.

Verán, hace unos días vi un video en las redes sociales en el que le preguntaban a varias parejas adultas a qué persona, viva o muerta, elegirían para ir a cenar un día si pudieran. Unos dijeron nombres de cantantes, deportistas, en definitiva celebridades. Lo bueno del video es que seguidamente les enseñaron a esas parejas imágenes de sus hijos pequeños respondiendo a esa misma pregunta. ¿Saben cual fue su respuesta? Todos dijeron que si pudieran elegir, cenarían con sus padres o familiares. Ninguno mencionó a personas que no formaban parte de su círculo familiar.

Son estas cosas que perdemos por el camino las que no deberíamos soltar nunca. La ilusión por compartir los mejores momentos de nuestra vida con las personas que más queremos.

A medida que nos hacemos mayores la Navidad muchas veces deja de vivirse con esa alegría que tienen los niños. Empezamos a echar de menos a personas que ya no están con nosotros y eso no es malo pero nos olvidamos, sin querer, de disfrutar con esos otros que sí que permanecen con nosotros y para las que somos lo más importante de sus vidas.

¿Saben una cosa? Un servidor ya hace tiempo que pasa de los treinta pero les aseguro que una buena parte del niño que un día fue sigue ahí y es maravilloso. Se lo recomiendo. Ilusiónense, hagan tonterías, ríanse de todo y no dejen de creer nunca en los reyes magos. ¡Ellos lo ven todo!

Y para ir dando paso a la magia de la Navidad les queremos recordar que a partir de este mes en GrupVIVÓ ya disponemos de nuestro catálogo de lotes y cestas de Navidad que ofrecen una amplia variedad de posibilidades en función de cada gusto. No dudéis en consultar con vuestro comercial y solicitarle uno. GrupVIVÓ

Editorial 43

editorialNueve meses sin gobierno. Ni el mejor guionista de la HBO habría podido escribir una historia más enrevesada que esta. A su lado Juego de Tronos es un cuento de niños.
Lo más patético del asunto es que tampoco se aprecia mucha diferencia en el funcionamiento del país con o sin gobierno. Por lo menos estos meses no hay que preocuparse de más recortes sociales ni de nuevas leyes sobre la educación absurdas.
Si no hay cambios de última hora y se produce un cambio radical de última hora en la que por una vez en su vida los políticos deciden hacer algo realmente coherente y ponerse de acuerdo todo apunta a que tendremos nuevas elecciones el 25 de diciembre. Como ese anuncio de turrones que nos recordaba “vuelve a casa vuelve por Navidad” parece que los Rajoy, Sánchez, Iglesias y compañía volverán también a darnos la lata por Navidad y hacernos ir a votar empachados de polvorones.
Pero no os preocupéis. Mientras los políticos siguen jugando con la sociedad una vez más hay algo que no os va a fallar nunca y eso no es otra cosa que los fantásticos lotes, cestas y baúles de Navidad que GrupVIVÓ tiene un año más preparado para vosotros. No dudéis en consultar nuestro catálogo con vuestro comercial
Nos podrán quitar la fe en la democracia pero jamás nos quitarán la fe en la Navidad. GrupVIVÓ

 

Editorial 42

EDITORIALTerminó el verano y empieza un nuevo curso en GrupVIVÓ. Como les pasa a todos los estudiantes siempre hay los nervios de los primeros días para ver si lograremos las mismas buenas notas del curso anterior. Pero  tenemos la receta de los buenos alumnos: Constancia, dedicación, esfuerzo y actitud positiva frente a los nuevos retos. Las lecciones ya las conocemos de sobra; darles a nuestros clientes el mejor servicio posible y ofrecerles nuestro gran abanico de productos que cumpla con todas sus necesidades. Con estas premisas y nuestra larga experiencia estamos seguros que aprobaremos a final de curso. GrupVIVÓ

Locales con Café Mieludo

Aquí un mapa de dónde puedes encontrar Café Mieludo cerca de tu casa.

 

Editorial 41

editorialEmpezamos el mes de agosto y eso se nota en la calle. Mañanas de playa y tardes y noches de terrazas. Esperamos que disfrutéis de unas merecidas vacaciones a los que empezáis ahora y muchos ánimos a los que ya las habéis hecho y regresáis o sencillamente no os vais.
Este verano además es olímpico. Como sucede cada cuatro años todos los países se disponen a ser representados por sus mejores deportistas en los Juegos Olímpicos. Son la élite del deporte y millones de ojos estarán puestos en ellos.
A este selecto grupo no se llega sin más. Hay detrás un esfuerzo diario y también una buena dosis de talento innato. Pero además de todo eso, estos deportistas necesitan otra cosa vital. Ya sean atletas de deportes de equipo o individuales todos ellos necesitan contar con un entrenador que logre sacar lo mejor de ellos.
Para lograrlo debe ensalzar sus virtudes y ayudarle a mejorar en sus puntos débiles. Debe estar a su lado en los buenos momentos pero también asumir su responsabilidad en las derrotas. Por encima de todo ha de ser un gran motivador y para ello debe haber estado en el lado del deportista para poder saber que siente, para hacerle más llevadera la presión ante la dureza de la competición. Debe entender que detrás del atleta hay una persona con sus preocupaciones personales y sus ilusiones. Solo de esta manera se puede preparar a un campeón.
El deporte en muchos aspectos es un reflejo de la vida real y por lo tanto también del funcionamiento de un negocio.
Si quieres que tu negocio pueda aspirar al éxito debes tener a tu lado a los mejores y eso solo se consigue teniendo a buenos responsables de equipo que motiven y alienten a mejorar, que escuchen y actuen ante los desafíos diarios y sepan ponerse en la piel de sus compañeros.
La plata está bien pero por qué conformarse con ella pudiendo ganar el oro. Grup VIVÓ

Editorial 40

EDITORIALSesenta segundos son iguales con 10 años que con 30 pero sí es cierto que la percepción de dicho tiempo es distinta. Ahora el verano transcurre mucho más deprisa y uno no puede dejar de echar de menos esos veranos en los que el tiempo pasaba mucho más despacio. Veranos en el pueblo de los abuelos de horas y horas de piscina, de amigos de tres meses que te gritaban desde la calle para salir a jugar, de bocadillo de aceite y azucar y del porrón con cerveza y gaseosa de tu padre y tu abuelo.

Verano de ventilador y piezas azules enormes para evitar los mosquitos, de bicis BH y rodillas peladas por caidas, de tardes en el quiosco a por “polines” bien fresquitos y de cabañas hechas con palets vigiladas siempre con esmero para que los de la otra calle no la tirasen al suelo y de deberes hechos la semana antes de volver al cole.

Veranos de parchís, de oca y dominó, de alargadores para sacar la tele a la terraza por la noche, de coches fantásticos, equipos A y 1,2,3

Veranos que se fueron pero que siempre se recuerdan con una sonrisa en los labios. Los mejores veranos de nuestras vidas.

Qué lo paséis todos genial estos meses. GrupVIVÓ.

 

 

Editorial 39

 

EDITORIALA lo largo del tiempo han habido personas que han roto con el orden de lo establecido de las cosas. Esos “locos” que se atreven a reescribir la historia y que establecen nuevas normas que con el tiempo se convierten en lo lógico pero que al principio son cuestionados, rechazados por mentes más mediocres incapaces de ver más allá.

Estas personas diferentes están en todos los ámbitos de la sociedad, también en la restauración. Alguien fue el primero en usar nitrógeno líquido en la comida o el primero en añadir una carta de aguas a su restaurante igual que hay cartas de vinos. Entender que ofrecer la excelencia a un cliente es la clave del éxito es básico para quienes desean destacar sobre el resto.

Gran variedad de vinos, ginebras incluso aguas son cada vez más comunes hoy en día pero no olvidemos que alguien tuvo que abrir esa puerta. Nosotros queremos ser  pioneros también y es por eso que GrupVIVÓ a través de Café Crem queremos ofrecer otra opción premium a todos nuestros clientes, sea cual sea la marca de café que tengan en su local. ¿Si ofrecemos distintas variedades de vino por qué no hacer lo mismo con el café? ¿Por qué no darle algo muy especial a esos clientes cafeteros, cafeteros? Os presentamos Mieludo ¿Lo conoces?

Este café se elabora con un nuevo método artesanal de secado patentado por Café Crem. Consiste en que los granos de café se impregnen de su propia miel natural durante varias semanas. Su miel, rica en azúcares, le otorga más dulzor natural al producto final.

 

Con este método, se obtiene un matiz de sabor dulce, único y que solo podrás disfrutar con Ideal Coffee Método Mieludo. Un café ideal para degustar con menos o sin azúcar para poder apreciar todas sus propiedades. ¡Tus clientes ya lo pueden disfrutar! GrupVIVÓ

 

Editorial 37

EDITORIALY llegó otra vez la primavera. Le decimos hasta la próxima al frío (a pesar que no ha hecho demasiado este año) y nos vestimos de gala para recibir el calor, los días más largos y las ganas de estar en la calle con algo fresquito entre las manos. ¿Y quién mejor para satisfacer todas vuestras necesidades que nosotros?

Si quieres una buena cerveza tenemos la mejor. Si eres más de zumos tenemos una gran variedad. Refrescos, vinos, licores… las marcas más importantes os las ponemos a vuestra disposición para que disfrutéis de los mejores placeres de la vida con los vuestros porqué las mejores cosas siempre pasan cerca de una mesa.

Alguien a quien respeto mucho me dijo una vez que no hay mejor vendedor que el sol. Si él sale el mundo se mueve con más fuerza. Así que, bienvenido astro rey, los que van a vender te saludan.

Editorial 36

EDITORIALPermítanme que quién escribe esta editorial desde hace ya más de diez años la personalice por una vez. Quisiera dedicar este espacio, que es para mí el alma de esta revista, a rendir mi pequeño homenaje a Joan Vivó Fusté, uno de los hermanos fundadores de esta empresa y por encima de todo mi abuelo y que nos dejó el pasado mes de febrero. Siempre fue una persona sencilla, de pocas palabras que demostraba lo que valía con su esfuerzo, trabajando siempre sin descanso i tratando a todas las personas siempre con respeto. Jamás le recuerdo ni una sola palabra de queja o de dolor pese a las adversidades que le pudiera haber dado la vida y así se fue también, sin ruido, sin quejas, en paz. Como decía el poema de Antonio Machado He andado muchos caminos: “[…] Y en todas partes he visto gentes que danzan o juegan, cuando pueden y laboran sus cuatro palmos de tierra. Nunca si llegan a un sitio preguntan a dónde llegan. Cuando caminan, cabalgan, a lomos de mula vieja y no conocen la prisa ni aun en los días de fiesta. Donde hay vino, beben vino; donde no hay vino, agua fresca. Son buenas gentes que viven, laboran, pasan y sueñan, y en un día como tantos, descansan bajo la tierra.

Seguiremos luchando como tú nos enseñaste. Joan Vivó Solsona